lunes, 19 de noviembre de 2018

'Ooh Poo Pah Doo' (by Carol)

The High Numbers
The High Numbers, inmortalizados en la prensa de la época (foto: www.thewho.info)

Hace un par de semanas, en el fantástico festival In-Edit, vi un documental que todavía me tiene flipada y que os recomiendo buscar inmediatamente: My Generation, de David Batty. Conducido nada menos que por Michael Caine, el docu se ambienta en pleno Swinging London, el momento en el que el Reino Unido pasó de ser un lugar gris y con olor a naftalina al epicentro mundial de la cultura, la música, las artes y la moda.

martes, 30 de octubre de 2018

Auserón al desnudo (by Perro Flaco)


Esta crónica iba a estar firmada por nuestro colaborador ocasional Manu Grooveman, pero hace unos días recibimos en el correo este misterioso texto firmado por un cronista anónimo bajo el seudónimo de "Perro Flaco". Dada la demora del amigo Grooveman en entregar su encargo, hemos decidido dar una oportunidad a este enigmático Perro Flaco, que no solo asegura que asistió al concierto acústico de Santiago Auserón en el ciclo Sonido Malasaña, sino que lo describe con un lujo de detalles asombroso. ¿Será el mismísimo Auserón el que nos ha enviado su propia crónica?

viernes, 26 de octubre de 2018

La Raíz: 'Entre poetas y presos' (by José A. Plaza)


Va un post raro. Casi tanto como el anterior, que aún me recuerdan algunos qué hace un heavy dándole bola a Los Fresones Rebeldes. Ahora escribo sobre un grupo que he descubierto hace unos meses: La Raíz. En absoluto son de mi palo, pero me han sorprendido. ¿Qué toca esta gente? Un poco de todo y todo junto: ska, hip-hop, rock, reggae… Mestizaje musical a todo trapo. Trompetas, acordeón, batería, guitarra, tres o cuatro vocalistas y hasta una mesa de mezclas. Mensaje político a saco, vaya por delante, por si este detalle te motiva/espanta: escucharles es casi como ir a un mitin de la vieja Izquierda Unida

La Raíz tiene cinco discos y, tras algo más de diez años juntos, ahora están en un parón indefinido después de haber cerrado capítulo con un señor directo en Madrid el año pasado. Los dos discos que más me gustan son los dos últimos. Así en el cielo como en la selva (2013) y Entre poetas y presos (2016). Muy recomendables. Éste, el último, tiene un trallazo que no te puedes quitar de la cabeza, que da título al disco: “Entre poetas y presos”.



viernes, 19 de octubre de 2018

'Eye of the tiger' (by Isa)


Es imposible que esta canción no me venga a la cabeza cada vez que alguien me dice esto de ¡Ánimo, luchadora! -y desde que me diagnosticaron cáncer de mama me lo dicen mucho-.

La verdad es que es un temazo. Muy bien construido, con un ritmo arrollador que incita a sacar coraje de donde no lo hay. ¡Coño! si te quieres sentir Rocky, ganar una maratón o llegar a la cima de la montaña esta es la canción que tiene que sonar en bucle en tus auriculares. A mí me viene de lujo. Os lo juro.

Sin ser muy fan de Stallone, no tengo por menos de agradecerle ser el germen de 'Eye of the Tiger', porque que sea la banda sonora de Rocky III no es casual, es que el bueno de Sylvester (el malo es el gato de los dibujos de Piolín) fue el que pidió a los Survivor -el nombre le va al pelo- que la compusieran. Es por tanto una canción compuesta por encargo. Y oye, ni tan mal.

martes, 16 de octubre de 2018

Josele Santiago en Conde Duque. Crónica cocinada a fuego lento (by Carol)

josele-santiago-condeduque
Josele se despide "desde el jergón", él solico con su guitarra. (Foto: Facebook oficial Josele Santiago)


"Madre míaaaa, qué cosa más marciana". Ese fue mi primer pensamiento cuando escuché, allá por 2004, el primer disco en solitario de Josele Santiago. Y me atrevo a asegurar que fue un pensamiento compartido por muchos incondicionales de Los Enemigos; al menos, muchos a los que conocía personalmente o por ese foro legendario de Requesound.

A las tres o cuatro escuchas, la perplejidad se convirtió asombro, y el asombro, en rendido enamoramiento. A día de hoy, Las golondrinas etcétera continúa siendo mi disco favorito de Josele y uno de los que, sin duda alguna, sobrevivirá a cualquiera de mis mudanzas, así sea a Pernambuco.

Asisto a cada nuevo álbum suyo con la excitación y la reverencia de mis viejos tiempos, cuando mi exigua paga semanal me daba para comprar discos muy de tarde en tarde. Nunca defrauda. Siempre hay nuevos hallazgos, letras brillantes, melodías que te llegan a las tripas. Y en directo, pues todavía más. Así que las chavalas CBR no quisimos perdernos su concierto de la semana pasada en el Conde Duque; en realidad, uno de los dos conciertos consecutivos que ofreció y de los que saldrá un disco en directo, espero que no tardando mucho.