miércoles, 18 de marzo de 2015

Here I Am (by Carol)

Here I Am

Infecciosa. Adictiva. Sexy. ‘Here I Am’ es todo eso y más. Otra de esas canciones que te hacen moverte aunque no quieras. Sin ir más lejos, tengo aquí a mi lado a un apuesto metalero de pro que, sin ni siquiera darse cuenta, está llevando el ritmo con el pie mientras la pongo una y otra vez. Ese es el poder del soul; ese es el poder de Mr. Al Green.
Será que, parafraseando al compañero Sebas Puchal, el soul es “un compendio perfecto entre lo religioso y lo profano, el sexo (¿cómo es posible que el corrector del Word me lo corrija como “sexto”?) y el ritmo, el cuerpo y el alma”. Esa pócima endiablada se te cuela hasta los huesos y ya no puedes dejar de beber de ella una y otra vez. Así ha sido desde que cayó en mis manos el primer vinilo de Otis Redding con 17 años.

A Al Green llegué bastante más tarde, y una vez más gracias a Alta fidelidad. “Si éste es uno de los santones de Rob Fleming, si So Tired of Being Alone es uno de sus cinco discos favoritos, es que hay que escucharle”. Y por supuesto, no me arrepentí, aunque no soy una gran “greengóloga” y me queda bastante por estudiar.

El caso es que estaba una mañana trabajando en casa, intentando por todos los medios ahuyentar mi asombrosa capacidad para mirar las musarañas. Estaba escuchando la prodigiosa BBC Radio 6, a la que me aficioné en mis días londinenses (la posibilidad de escucharla online fuera del Reino Unido justificaría por sí sola la existencia de Internet). Pero mi plan falló, porque de pronto salió del altavoz un “I can't believe that it's real” envuelto en metales que requería mi atención inmediata. Para cuando llegó el “Our love is you and me baby” ya estaba bailando en pijama en medio de mi mini salón.

Escuchando ‘Here I Am’ y la sensualidad que desprende –en realidad cualquiera de sus temas-, es difícil imaginarse a Al Green como reverendo de la iglesia pentecostal Full Gospel Tabernacle, consagrado a Dios y apartado de la música pecaminosa tras recibir lo que interpretó como una señal divina: en 1974, su amante Mary Woodson, furiosa por la negativa de Green a casarse con ella (no se sabe bien si porque ya estaba casada o porque pasaba total), le arrojó una cazuela de sémola hirviendo por encima que le provocó gravísimas quemaduras, y se pegó un tiro instantes después. El caso es que Green vio ahí la mano de Dios y decidió dedicarse solo al gospel. Afortunadamente, reconsideró su decisión y en 2004 grabó un nuevo disco retornando a sus raíces.

Pero vamos a lo que vamos. Os sugiero que la escuchéis primero tal y como aparece en el álbum Call Me (1973), porque el sonido es más afilado y hay un montón de matices que apreciar:




Y ahora, esta barbaridad de versión en directo, con Green dándolo todo incluso con brazo en cabestrillo en el mítico programa de televisión Soul Train:




Para rematar esta sesión de glorioso soul, os dejo con una fiel reinterpretación a cargo de otra grande como Etta James. ¡Venga a bailar todos, que ya es “miernes”!


10 comentarios:

  1. Cuando (¿hace 3 años ya?) estuve en Memphis, mi banda sonora mental repetía en bucle el Let's Stay Together de este grande del soul... ¿se puede ser más sexy? Ese es mi tema favorito de Al Green, aunque me molan todos... y este que resaltas tú hoy, mogollón.
    No sé si será la incipiente primavera o el ritmillo de 'Here I Am', pero me estoy poniendo berraca, berraca... me voy a ponerle solución a este calentón y decirle a mi hombre eso de aquí estoy, cariño, ven y tómame ;-) "here I am, baby, come and take me ":
    Por cierto, muy buena la versión de Etta... aunque me pone más Green. Lógico, ¿no?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. JAJAJAJAJAAAA... ¡Que viva el furor uterino! Yo de alguno iría tomando ginseng porsiaca ;-)

      Jo, qué guai, escuchar a Al Green mientras recorres Memphis... ¡Qué asociación de recuerdos más chula!

      Yo también me quedo con la versión de Green, sin duda alguna. Hasta que no he visto ese vídeo del directo en Soul Train no había reparado en que el tipo tuviera tanto sex-appeal... No tenían que faltarle mujeres, desde luego.

      Eliminar
  2. Es esta una musica para momentos en las que no apetece ruido .

    Joder Isa , te has puesto burra eh? .

    Que se diviertan en la proxima pinchada de Savoy .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero que eso que has dicho del ruido sea bueno :)

      Yo me perdí la pinchada, aaayyy...

      Eliminar
    2. Me refiero al heavy, y cosas de esas .

      Eliminar
  3. Hola, me gusta mucho tu blog. Yo tengo uno donde opino sobre temas de actualidad, te he añadido a mi blogroll. Me gustaria que me añadieses al tuyo tambien. Este es:

    http://deacuerdoqueno.blogspot.com/

    Un saludo!!

    ResponderEliminar
  4. Uyeah, sensualidad en estado puro, claro que sí. Esto levanta incluso un lunes lluvioso y feo como este =)

    Me declaro ¡fan! de la "asombrosa capacidad para mirar las musarañas" de algunas gentes jajajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Qué no levantará Al Green! ;-)

      Jajajaja... pues cuando quieras te firmo un a utógrafo, porque yo tengo graaaaan capacidad para eso...

      Eliminar
  5. Buen blog, Isa...

    Aqui tienes otra versión del "Here I Am", ésta vez por los británicos UB40.

    https://www.youtube.com/watch?v=-AeRMrZCPGk

    Saludos !!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡Gracias, AngeLinuX!! Muy buena cover :-)

      Eliminar

Puedes comentar qué te parece... pero de buen rollo, ¿eh?