viernes, 19 de septiembre de 2014

The Snake (by Carol)

The Snake
Al Wilson

Entre todos los quehaceres que no hice cuando vivía en Londres estaba el ir alguna noche a un club de Northern Soul, a flipar viendo bailar a la gente (en realidad se le ocurrió a mi amiga Irene). Localizamos unos cuantos con buena pinta, pero entre que sólo funcionaban un determinado día del mes, que si hoy llueve, que si no tengo pounds, blablabla… pues se pasaron los meses y nada, que no fuimos nunca.


“¿Y a mí qué?”, pensarás, sufrido lector. Pues es que el otro día la bendita BBC 6 pinchó este clasicazo del Northern Soul llamado ‘The Snake’. Y ya que el día en Madrid está hoy muy londinense, me ha parecido que venía al pelo algo tan infeccioso y bailable como esto.

Compuesta por Oscar Brown en 1963 y grabada por Al Wilson en 1968, la creciente escena del soul norteño en Reino Unido aupó 'The Snake' a las listas de éxitos británicas. De hecho, se considera un himno de este estilo musical y no es para menos, porque no hay dios que pueda mantener los pies quietos escuchándola. Probad, probad…

A lo endiablado de la melodía se une la peculiar letra, una parábola sobre una mujer de buen corazón que se lleva a su casa a una serpiente herida; la cuida, la mima con leche y miel, y cuando se recupera va y se lo agradece pegándole un mordisco letal. “¡Ya sabías que era una serpiente cuando me trajiste a casa!”, le suelta, la maldita…

La moraleja parece clara: el mundo está lleno de mala gente que te apuñala por la espalda aun cuando has sido majo con ellos. Hay un bloguero por ahí que afirma que la canción habla de sexo, sin más: hombre zalamero come oreja a cándida muchacha y luego le da la patadita. Estoy más de acuerdo con esta interpretación. Y una más: un hijoputa (hablo de hombres y mujeres) no puede evitar ser un hijoputa, así que tenías que haberlo visto venir...

Pero escuchemos ya a Al Wilson (que por lo que sé, no tiene nada que ver con Jackie Wilson). Atentos al vídeo con la peña bailando a saco. ¡Yo quiero aprender a hacer eso! Tanta escuela de swing, tanta escuela de swing... ¿y de Northern Soul no hay???





Me ha sorprendido que semejante llenapistas no tenga muchas versiones destacadas (o al menos no existen en las primeras siete páginas de resultados de San Gúguel), salvo ésta de Johnny Rivers y poco más. La utilizaron en cambio para este pegadizo anuncio de Lambrini, un vino espumoso bastante popular en Reino Unido, al parecer. [Anecdotilla extra: su multimillonario creador murió en 2012 “tras años de excesos alcohólicos”. La vida…].





Finalizo recomendándoos la lectura de este interesantísimo post sobre Northern Soul, con playlist incluida, que se marcó nuestro compañero Moriarty hace algunos meses.

¡Salud y bailoteo, chavales!

6 comentarios:

  1. A veces me descubro como una ignorante absoluta... ¿cómo puede ser que yo no conociera el 'northern soul'? tras las tropecientas veces que he estado en la Gran Bretaña, en general y en su capital, en particular...
    Brutal, el estilo, el baile y este temazo :-) ssssshhhh me meto de lleno en el finde siseando como una serpiente.
    ¡Gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues nada, nunca es tarde. Yo conocía la canción de hace años, pero no sabía quién la cantaba ni de qué iba. ¡CBR Educa y Divierte! :P

      Eliminar
  2. Temardo imortantisimo!
    Gracias por los piropos, un honor...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡No hay de qué, compañero! Y sí, temarrrrrdo...

      Eliminar
  3. Vaya temazo revienta pistas... jarl, pero me suena muy parecido a otra canción ¿de una peli? que no recuerdo, cuando me venga a la mente vuelvo por aquí :P
    Dice alguien por ahí también que si tiene que ver con en demonio (te tienta para luego morderte, y tal). La verdad, me parece un poco naif dicha interpretación; estoy con vosotros parece tener más que ver con 'joputismos varios...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mmmm... no sé a qué canción te puedes referir, pero si te acuerdas, no dejes de decírmelo. Hay muchos temas de soul clásico que suenan parecidos, la verdad.
      Sí, también leí algo por ahí de que era la historia de Eva y la serpiente, pero yo sigo pensando que habla, en efecto, de "joputismos varios" ;-)

      Eliminar

Puedes comentar qué te parece... pero de buen rollo, ¿eh?